jueves, 9 de enero de 2014

DE QUE COLOR ES LA JUSTICIA?


Puede parecer una pregunta recurrente y fácil,y la respuesta lo es más aún.
 Cuando la vida política de un país esta totalmente judicializada, significa que la ilegalidad se instaló como un inquilino más de la finca; es solo que este inquilino ademas de chulo pretende mangonear al resto de la comunidad.
En esencia la justicia debería ser independiente, de no ser así se transforma poco menos que en un sainete; donde el ciudadano de a pié sí tiene que responder ante sus delitos o faltas, y el poderoso imputado transmuta a intocable.
La justicia no es azul, no es roja, es mucho más fácil, es del color del dinero. Al fin y al cabo cuanto más dinero y por ende, más poder mejor manejo de los entresijos judiciales en beneficio propio.
Que los partidos se disputen el control del poder judicial equivale a decir que éste, está prostituido. Nada más terrible para un político que ver como leyes injustas puedan ser derribadas con la lógica de la justicia.
La solución para el gobernante: defender la justicia con uñas y dientes cuando le es favorable a sus intereses, y cuando no les conviene decir que es un paripé.
Ahora resulta que además de ser del color de los billetes, es de goma; magnificada hasta el empalago cuando nos es favorable y denostada cuando nos socava los cimientos del chiringuito.
El caso Blesa es un claro ejemplo, el afán por apartar a Silva de la investigación y entrar a machete contra él, ha causado el efecto contrario al pretendido.
Su sustituto en el caso, Juan Antonio del Toro no ha podido hacer otra cosa que recuperar la imputación de Blesa, ante las evidencias. Los indicios son tan claros que negarlos sería poco menos que cerrar los ojos. 
Siguen rizando el rizo y mirando con lupa al juez, para ver por donde defenestrarlo. Pocas veces una acusación por prevaricación contra un juez ha sido instruida con tanta rapidez.
Y ahora la gran preocupación de la fiscalía es ver si la difusión de los correos puede ser delito; mientras la instrucción ha estado completamente parada desde que se le apartó del caso.
Señores gobernantes.. cuanto miedo, cuanta torpeza, si la solución a la aparición de basura por todos los rincones; pasa por hacer una gran caza de brujas...trabajo va a tener Torquemada, vaya que sí. Es tanta la podredumbre y tan extendida que cargarse un juez tras otro, además de injusto, es la mejor manera de crear mártires y héroes para el ciudadano de a pié. 
Al fin y al cabo es en lo que se están convirtiendo los jueces de este país que intentan hacer su trabajo, ignorando que el color de la justicia es el de los billetes...
Todo mi humilde apoyo a Elpidio Jose Silva, Jose Castro y algunos otros cuya vocación y empeño en simplemente hacer su trabajo, está por encima de las amenazas a su carrera profesional...



3 comentarios:

  1. Andrés, totalmente de acuerdo con tu escrito.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. es todo tan claro y evidente que deben tomarnos por tontos..otro abrazo para ti javier y gracias.

    ResponderEliminar
  3. Gracias al concurso 20 blogs, he conocido el tuyo!! Felicidades!!! Un abrazo desde Todo Preescolar!!

    ResponderEliminar